¿Cómo convivir con mascotas en casa?

  • http://www.deceuninck.es/blog/wp-content/uploads/sites/4/2014/06/mascotas-en-casa-conviviencia-wpcf_620x250.png
  • http://www.deceuninck.es/blog/wp-content/uploads/sites/4/2014/06/gatos-y-perros-en-un-piso-wpcf_620x250.png

Son en muchas ocasiones los protagonistas de los hogares y pueden convertirse en el centro de atención. Excelentes acompañantes e inmejorables amigos si se les puede dedicar el tiempo que merecen y si nuestra vivienda está adaptada a ellos lo mejor posible. No conviene olvidar que son el miembro de nuestra familia que más tiempo pasa en casa.

¿Qué tenemos que tener en cuenta en nuestro hogar si hay un perro o un gato? ¿Qué normas se deben seguir para conseguir un confort conviviendo con una mascota? Hoy nos centraremos en los auténticos reyes de la casa.

 

Criterio y responsabilidad.

Si estamos barruntando hacernos con un perro o un gato lo primero que hay que tener en cuenta es que es una responsabilidad. Necesitan compañía, cuidados y atención diaria. Eso quiere decir que si el animal va a estar en casa encerrado y solo la mayor parte del día, mejor quitarse la idea de la cabeza, aunque sea un gato y creamos que es una especie muy “independiente”. Obviamente, también suponen un gasto económico y tendremos que tener las cuentas claras antes de lanzarnos a darles un hogar. Por último, la mascota elegida se tiene que adaptar en tamaño y carácter a nuestro estilo de vida y a los metros cuadrados de nuestra vivienda: si vivimos en un piso pequeño y en la ciudad lo más cómo tanto para ti como para él será elegir un perro de pequeñas dimensiones o un gato. Si nuestro piso es reducido siempre será recomendable, por ejemplo, perros de raza pequeña: un terrier, un caniche, un bulldog francés o un shih tzu.

 

La educación es vital.

Educar a los animales de compañía es muy importante en una casa. Aunque no lo creamos, si les educamos bien, aprenderán más rápido de lo que pensamos:

  • Tienen que tener muy claro en qué lugares no deseamos que estén o se suban: la cama, el sofá, el dormitorio, etc. Hay que ser muy claros desde el primer día. Si les permitimos que suban a la cama, por ejemplo, quitarles el hábito será tremendamente complicado.
  • El agua y la comida, al ser elementos que se ensucian y ensucian, lo mejor es tenerlos siempre en el mismo lugar. Las zonas de la casa más recomendables son el baño o la cocina.
  • Si es un perro tiene que aprender que sus necesidades se hacen en la calle. Si es un gato, tiene que saber que es en la caja con arena el lugar indicado.
  • La educación es una labor diaria. Hay que saber reñirles cuando hacen algo mal y premiarles cuando lo hacen bien.
  • En el caso del perro, conviene lavarlo cada quince día con agua tibia para que su olor no impregne la casa. También debemos ser conscientes que la higiene en casa deberá incrementarse debido al pelo que sueltan y a que ensucian más de lo que parece al pasear por la calle.

Necesarios y beneficiosos.

Tiene muchos efectos positivos convivir con una mascota. Elimina la sensación de soledad, mejora nuestro humor, reduce nuestro nivel de estrés y nos hace estar más en forma ya que paseamos más y salimos más al campo y a los parque con ellos.

Pueden convertirse en lo mejor de nuestra casa y en la fuente de felicidad de nuestro hogar. Solo hay que ver como nos reciben cuando llegamos a casa, ¿verdad?

¿Qué te aporta a ti tu mascota y con qué consejos ampliarías el contenido de este artículo?

 

photo credit 1: Andrew Morrell Photography via photopin cc

photo credit 2: End of Level Boss via photopin cc


Este artículo está publicado en: Eco Hogar, Tú mismo con las palabras clave siguientes: , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>