Eficiencia

En Deceuninck apostamos por la economía circular

 

Cada vez más, los retos ambientales y sociales a los que se enfrenta nuestro planeta exigen a la sociedad tomar en consideración la sostenibilidad como un factor imprescindible. Desde el momento en que nuestras principales fuentes materiales y energéticas han empezado a ser cada vez más difíciles de obtener y desde el instante en que se confirman desequilibrios en el ecosistema como el cambio climático y la pérdida de biodiversidad urge cambiar de paradigma en el sector industrial debido que está agravando la situación insostenible que vive el planeta.

Hasta ahora, el modelo de producción de las empresas se ha basado en una cadena de valor lineal (extraer, fabricar, usar y tirar) pero des de hace unos años que muchas empresas ya están apostando por otro sistema: la economía circular. Una alternativa que consiste en prolongar la vida económica útil de los materiales y los recursos extraídos tanto como sea posible y conseguir reducir al mínimo la generación de residuos. De este modo no es necesario seguir extrayendo recursos para reemplazar el déficit de material, sino que el objetivo es reciclar y reutilizar los ya usados para prolongar su utilidad.

Desde Deceuninck hemos sido una de las primeras empresas en apuntarnos a este cambio de paradigma y apostar por un crecimiento económico más eficiente y sostenible. El PVC, presente en la mayoría de nuestros productos, es un material biodegradable y 100% reciclable y reutilizable al final de su vida útil, con el que además de aportar el mejor aislamiento térmico y acústico posible, es un producto de bajo mantenimiento y con una larga vida útil.

Su uso favorece al medioambiente gracias a:

  • La reducción del consumo eléctrico en los hogares.
  • Las menores emisiones que contiene el proceso de su fabricación.
  • Su duración. Se estima que las ventanas instaladas hoy en día tienen un período de vida de 50 años.

En Deceuninck trabajamos día a día con la tecnología más innovadora para mejorar el desarrollo sostenible y minimizar los negativos para el medioambiente.

 

¡No esperes más para unirte a la economía circular!